Uva

señaló que las exportaciones de uva crecieron 18 veces en una década, según publicó la Agencia Peruana de Noticias “Andina”.

Dicho anuncio fue durante la inauguración del XVII Simposio Internacional de la Uva (SIUVA SUR 2014), que continua hoy en Ica y que es organizado por la consultora Inform@cción.

"El año pasado la uva fue la segunda fruta con mayor valor de exportación, totalizando US$ 443 millones de dólares, es decir, 18 veces más de lo registrado hace una década", señaló.

Indicó que las mayores colocaciones de la producción de uva en un 59%se destinaron a los Estados Unidos (US$ 97 millones), los Países Bajos (US$ 75 millones), China (US$ 46 millones) y Rusia (US$ 43 millones), que son los principales mercados de la uva peruana.

Expresó que el 53% de las 20.500 hectáreas cosechadas de uva a nivel nacional se destinan a la agroexportación.

Además, en el 2013, el Perú se ubicó como el quinto exportador mundial de uva fresca, tomando en cuenta la variedad climática extraordinaria que alberga nuestro país.

Igualmente dijo que la producción de uva en el 2013 fue de 438 mil toneladas, 21% más que lo obtenido en el 2012 y el triple de lo registrado hace una década. Añadió que Ica produce el 41%, Piura 18%, Lima 16% y La Libertad 12%.

En otro momento de su exposición resaltó el comportamiento de las exportaciones agrarias en el período enero-mayo de este año, que experimentaron un incremento de 22%, destacando las mayores ventas de uvas, paltas, espárragos y otros productos que llegaron a más de 130 mercados a nivel mundial.

El “chanchito blanco”, se ha convertido en un problema de gran importancia en las áreas vitícolas, especialmente en la zona norte, en Piura Lambayeque y La Libertad, debido a que su agresividad, se acentúa de una campaña a otra.

El Ing. Manuel Bravo Calderón, Entomólogo, Docente Principal de la Facultad de Agronomía de la Universidad Nacional Pedro Ruiz Gallo – Lambayeque expuso ampliamente sobre este particular ante el GRUVA en Ica con el auspicio de Bayer CropScience.

Lamentablemente no existe un registro actualizado de la identificación y distribución geográfica de especies en el Perú, por lo que es imperativo mapear todas las zonas vitícolas para tener un registro específico, que permita establecer un plan de manejo integrado de las “cochinillas harinosas”, y mantener una sostenida exportación de las diferentes variedades de vid y no experimentar rechazos en los mercados compradores.

Conocidos comúnmente como “cochinillas harinosas” o “piojos harinosos”, estos insectos plaga tienen un acentuado dimorfismo sexual; con hábitos alimenticios floemáticos y de comportamiento críptico por la tendencia de esconderse en diferentes estructuras de la planta, lo que dificulta su evaluación y control.

Además de debilitar a las plantas al extraerle la savia, eliminan gran cantidad de mielecilla, donde se desarrollan hongos de la “fumagina” que interfieren la fotosíntesis normal; algunas especies pueden transmitir enfermedades virósicas.

La familia incluye varios Géneros, destacando principalmente Planococcus y Pseudococcus que abarcan especies muy polífagas, de mucha importancia económica en cultivos de agroexportación como la vid.

En la Región Lambayeque, se han ejecutado trabajos relacionados con la biología de Planococcus (Pl. citri) y su dinámica poblacional en Thompson Seedless y Red Globe, que aportan información importante. La hembra adulta es de cuerpo oval, cubierto de polvo ceroso, con setas céreas cortas y ligeramente curvas en su contorno, dos de las cuales un poco más desarrolladas en su parte caudal.

Se refugia en lugares protegidos como el tronco (ritidomo), brazos, ramas, base de cargadores, etc. La hembra después de copular forma un “ovisaco” con filamentos cerosos en su parte ventro-caudal, donde va depositando continuamente en promedio 300 huevos, puestos en una semana y con 85% de viabilidad; los huevos son muy pequeños de color amarillento incubando en aproximadamente 6 días. Las zonas de alimentación ninfal son preferentemente nervaduras de hojas semicoriáceas, axilas de las hojas del brote, debajo de la corteza del tronco, la base de las bayas o en el anillado, durando en total 25 días para llegar al estado adulto.

Hembras no fecundadas no originan prole. Para las condiciones de Lambayeque, el ciclo de vida de huevo a adulto, es de 33 y 48 días en machos y hembras respectivamente. La relación de sexos es de 10H:2M (Reyes C. y O. Minga, 2012).

Las exportaciones no tradicionales crecieron en 12.2% durante el mes de febrero, logrando así una expansión por cuarto mes consecutivo, informó el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo.

El crecimiento de febrero fue superior a los meses de noviembre (2.5 por ciento), diciembre (5.1 por ciento) y enero (5.2 por ciento). Al respecto, la titular del Mincetur, Magali Silva indicó que los productos que mostraron mayor dinamismo fueron los del rubro agropecuario, como la uva, el mango y la quinua.

“Los envíos de mangos, por ejemplo, alcanzaron en febrero los US$ 82 millones, debido a una gran demanda en mercados internacionales como China y Hong Kong, donde las adquisiciones conjuntamente se incrementaron en 210%. Por su parte, las exportaciones de la quinua también crecieron en US$ 7.4 millones y fueron destinadas en su mayoría a Estados Unidos.

Por su parte, el rubro textil registró un crecimiento de 8.2% en febrero de este año, después de haber crecido 5.7% el mes anterior (enero). Las exportaciones de productos pesqueros también mostraron un crecimiento de 16.2 millones de dólares en el mes de análisis, debido al aumento en los embarques de langostinos, filetes congelados de pescado y algas frescas.

“Los envíos de productos pesqueros no tradicionales gozan de un crecimiento de 28.1%, debido a la recuperación que muestra la demanda de estos productos en Estados Unidos (48%), España (67%) y China (23%)”, aseveró.

informó  que las exportaciones de uva de mesa de la región de Piura sumaron 73 mil toneladas en la presente campaña (2013/2014), superando por primera vez a Ica, que envió 68 mil toneladas.

“Realmente nos ha sorprendido. Si bien se proyectaba que en el corto plazo Piura lideraría el ranking de las regiones exportadoras de uva de mesa, nunca pensé que se lograría tan pronto. Eso revela el ritmo de crecimiento piurano y norteño en general, porque Lambayeque está creciendo también”, acotó.

Destacó que en este reconocimiento de Piura se logró en pocos años, por lo que mostró su optimismo en lo que vendrá para la región en los próximos 5 o 10 años.

“En Piura las hectáreas de uva de mesa no llegan aún a las 10 mil Has, las cuales son pocas para esa región. Yo no descarto que a mediano plazo alcance las 20 mil Has y se constituya en una de la zona productoras de uva de mesa más grandes del mundo”, estimó.

Sin embargo, advirtió que el crecimiento vertiginoso de la producción de la uva en Piura no ha acontenido de forma ordenada y equilibrada.

“Las espectaculares cifras esconden problemas severos, como la falta de plantas de empaque y enfriamiento. Además, hace falta que el puerto de Paita tenga una capacidad parecida a la de El Callao, porque actualmente es insuficiente para atender la creciente producción de frutas de la región”, sostuvo.

Se viene el ¨Siuva Norte¨ Por otro lado, Cillóniz se refirió al próximo XVI Simposio Internacional de la Uva de Mesa Piura-Perú “Siuva Norte 2014”, que se realizará el 10 y 11 de abril en la Universidad Nacional de Piura. Al respecto, indicó que en el evento se abordarán temas técnicos y relevantes para los prodcutores y exportadores.

“En el Siuva ya no se habla de principios generales, sino se busca resolver problemas puntuales, que existen en la costa norte peruana, como sequías, nemátodos, patrones y lo que hacemos es convocar a los mejores especialistas del mundo en estas materias para que nos enseñen”, dijo.

Entre los expositores que estáran presentes en el “Siuva Norte 2014” se encuentran: Luis Sánchez, quien es investigador en viticultura de “Gallo” de Estados Unidos (California) y abordará el tema de ¨Anatomía, fisiología y patología de la necrosis de la yema de la vid¨.

Felipe Barrios Masías, investigador de la Universidad de California (Estados Unidos), quien expondrá sobre el mejoramiento de la eficiencia del uso del agua en patrones de la vid. También fue invitado Matthew Fidelibus, investigador y extensionista de la Universidad de California, quien tratará sobre las recientes investigaciones en torno a nuevos reguladores de crecimiento.

Además de Isabel Abrisqueta, investigadora del USDA (Estados Unidos), quien expondrá sobre el efecto del déficit hídrico en la calidad y rendimiento de la uva de mesa. Kobus Louw de SAPEX (Sudáfrica), quien hablará sobre la preparación del terreno para un buen desarrollo radicular.

David Cane, de International Fruit Genetics, Bakersfield (de California, Estados Unidos), quien abordará los procedimientos para el desarrollo de nuevas variedades de uvas de mesa.

En enero último la uva fresca fue el producto agrícola no tradicional con mayor valor exportado y el primero en lo que respecta al total de los envíos no tradicionales, con US$ 119 millones, 37,9% más que en el mismo mes del 2013.

Este resultado contrasta con el total de nuestras exportaciones percibidas en enero, que según la Sunat ascendieron a US$ 2.882 millones, registrándose una caída del 15,8% respecto a enero del 2013.

Las exportaciones agrícolas no tradicionales han demostrado un brillante desempeño desde el año pasado, tal es así que en enero sumaron US$ 363 millones, 16,4% más que en el mismo periodo del 2013, según ComexPerú.

La popular fruta tuvo como principales destinos de exportación a Hong Kong, con envíos por US$ 23 millones; a China, por US$ 22 millones, y a Estados Unidos con envíos por US$19 millones.

Entre las principales empresas exportadoras figuran El Pedregal, que exportó US$ 14 millones; Complejo Agroindustrial Beta, con envíos por US$ 12 millones, y Agro Victoria, con US$ 7 millones.

Otro producto que ha contribuido al crecimiento del sector agroexportador es el mango, que en enero alcanzó envíos por US$ 49 millones.

aseguró que en los tres primeros meses (octubre-diciembre) de la campaña de la uva 2013-2014, la exportaciones de ese fruto sumaron US$ 314.5 millones, lo que representó un crecimiento de 21.4%, respecto al mismo periodo de la campaña 2012-2013.

El Sistema de Inteligencia Comercial ADEX Data Trade refirió que entre octubre y diciembre del 2013, esa fruta llegó a un total de 54 mercados cuyo ranking fue liderado por Estados Unidos que generó una demandó por US$ 81.6 millones, lo que representó un crecimiento de 32.6 por ciento.

En tanto que la demanda en los Países Bajos creció en 46.3% y Reino Unido 25.9%.

De acuerdo a los análisis de la gerencia de estudios económicos de ADEX la uva peruana tiene una participación del nueve por ciento en el mercado holandés ocupando el tercer lugar, luego de Sudáfrica (32%) y de Chile (21%).

indicó  que la campaña de exportación de uva de mesa del Perú cada vez se extiende más. Actualmente los envíos comienzan a mediados de octubre, con la oferta de Piura, y culminan a inicios de marzo, con la fruta de Ica y Lima.

En ese sentido, indicó que la posibilidad de ampliar la campaña ha significado que Perú se meta poco a poco en la temporada clásica de envíos de Chile, Argentina y Sudáfrica, lo que denota una mayor eficiencia en la viticultura nacional. ¨Lo más sorprendente es (entra) que con precios altos, a pesar de la oferta variada que existe en los mercados internacionales durante esas fechas¨, dijo.

“Cada vez más Chile se va retirando de producir uvas tempranas. Copiapó es un caso emblemático, ya que era la región de Chile que exportaba más temprano (a mediados de diciembre), pero ahora casi han salido del negocio, debido a la escasez de agua y la falta de mano de obra, lo que ha elevado los costos de producción en dicho país.

Eso nos ha dejado espacio para que Perú extienda su campaña hasta marzo”, explicó. Se vienen mayores envíos Fernando Cillóniz señaló que en la presente campaña (2013/2014) se exportarían 180.000 tonelada de uva de mesa, lo que significaría un incremento de 20%, respecto a lo enviado en la campaña anterior (2012/2013), cuando se exportaron 150 mil toneladas.

En lo que va de la campaña se ha exportado el 80%, apuntó. Igualmente, estimó que el valor de los envíos llegaría a US$450 millones, lo que representaría un crecimiento de cerca de 18.5% frente a la campaña, cuando totalizaron US$380 millones.

Manifestó que los envíos de uva peruana se destinan a Europa Occidental, Europa del Este (principalmente a Rusia), Norteamérica (Estados Unidos y Canadá) y Asia (China, Corea del Sur, Hong Kong, Malasia, Tailandia, Singapur).

Asimismo, destacó que no exportamos a los países del Hemisferio Sur (Sudáfrica, Chile, Argentina, Brasil, Australia, entre otros), ya que producimos en la misma época. Al respecto, mencionó que la principal variedad de uva exportada de Perú sigue siendo la Redglobe, con el 80% del total. Sin embargo, señaló que las variedades sin semillas (seedless) como Flame, Superior, Crimson y Sugraone han aumentado su participación en la canasta exportable.

Además, destacó que están apareciendo las variedades protegidas (con royalties) como “Sweet Celebration” y “Arra”. “Las Redglobe van a un mercado diferente a las de uvas sin semillas. Se las envía principalmente a Rusia, China y un poco a Corea del Sur.

Las seedless, básicamente a Estados Unidos y Europa Occidental; mientras que las patentadas o protegidas van únicamente a Estados Unidos”, explicó. El presidente de Inform@cción preció que la región productora de uva de mesa que presentó mayor crecimiento el último año fue Piura, donde se instalaron alrededor de 4.500 Has.

La región norteña contó con 3.500 Has instaladas de uva la campaña pasada. Así y todo, subrayó que Ica sigue siendo la principal zona productora de uva de mesa en Perú, con cerca de 7.000 Has, 500 Has más que lo sembrado en la campaña anterior.

“Piura crece a un ritmo más acelerado debido a que tiene más tierra y se espera que en 2 o 3 años se convierta en la principal región exportadora de uva de mesa de Perú, desplazando a Ica, que seguirá creciendo, pero a un menor ritmo”, comentó.

informó  que Ica cuenta actualmente con 6.000 hectáreas (Has) de uvas viníferas y pisqueras, lo que supone un crecimiento de 15.3% de la superficie instalada, respecto a la campaña pasada, cuando existían unas 5.200 Has de la frut.

En ese sentido, precisó que estiman que esta campaña existen al menos unas 800 Has nuevas de uvas viníferas y pisqueras. Así, en total, agregó que en Ica hay hoy unas 5.300 Has de uvas pisqueras y otras 700 Has de uvas para vino, con un rendimiento promedio (en ambos casos) de 10 TM/Ha.

“La cosecha de las uvas vitivinícolas es de enero hasta mitad de abril, pero el mayor volumen de producción sale entre febrero y marzo. Los principales distritos productores son Pachacútec y Pueblo Nuevo”, apuntó.

En los últimos años las áreas de cultivo de las uvas destinadas a la industria vitivinícola han aumentado al tiempo que se han reemplazado parras envejecidas. “Definitivamente hay un incremento en la producción, impulsado principalmente por el pisco, que está bien promocionado”, sostuvo.

Asimismo, pronosticó el área cultivada de uva para vino y pisco seguirá aumentando, pero en menor proporción que la de uva de mesa, con la que comparte en Ica una limitante: la falta de recurso hídrico.

“Según cómo se comporte el recurso hídrico este año, aumentarán las áreas de cultivo. Si se recuperan los niveles freáticos de agua se podrá crecer en la misma proporción que hasta ahora”, concluyó.

Por su parte, el gerente general de la consultora “Inversiones Iqueñas”, Homero Herrera, manifestó que las principales variedades de uvas pisqueras sembradas en Ica son Quebranta, Torontel, Moscatel e Italia, mientras que entre las de uvas para vino destacó a la Borgoña, Malbec, Merlot, Petit Verdot, Merlot Blanc y Chenin.

Asimismo, mencionó que las principales regiones productoras de uvas vitivinícolas son: Ica, Lima (Cañete), Arequipa, Moquegua y Tacna.

aseguró que hasta la semana 2 de este año se exportaron 16 millones de cajas de uva, es decir el 72% de lo que se proyectó para el período 2013-2014.

Para el período de exportación 2013-2014 – que va desde la semana 41 a la 12 - Provid espera exportar 22 millones de cajas de uva de mesa equivalente a US$ 352 millones FOB, lo que representaría un incremento de 25% en comparación al volumen exportado en la anterior campaña.

Señaló que hasta la semana 2 de este año, el gremio exportó 16 millones de cajas de uvas, siendo los principales destinos Estados Unidos, Europa y Canadá – donde ingresamos sin arancel -. Además, se envió a Corea del Sur, Nueva Zelanda y China.

De otro lado, señaló que debido a factores climáticos la producción de Piura se retrasó, afectando la curva de producción que ahora corre hacia finales del año.

“Usualmente Piura culmina sus envíos a mediados de diciembre (semana 50), pero hasta la fecha aún queda por exportar un 5% de su producción”, agregó.

Respecto a Ica, la principal zona productora en Perú, observó que por la escasez de agua y la falta de nuevos terrenos la producción fue más lenta. Actualmente cerca de 10 mil Has de vid en producción a nivel nacional están abasteciendo la demanda exterior que tiene Provid.

Las principales variedades exportadas son la Red Globe, que concentra el 80%, le sigue la Seedless, Flame, Crimson y Thompson.

El representante del gremio aseguró que durante la presente campaña, el comercio de uva peruana mantiene un comportamiento “tranquilo” sin ningún tipo de problemas en la logística y sin eventos climáticos que malogren los envíos, apuntó.

La producción de uvas crecerá 26.3% este año y 30% el 2014, proyectó el Informe de Estructura y Tendencias del Mercado de Uvas, elaborado por la consultora Maximixe.

Al respecto, señala que dicho aumento se debe a la expansión del cultivo en las regiones de la costa norte y sur, y a la mayor inversión en la mejora de técnicas de cultivo.

“Para este año la producción ascendería a 457.000 toneladas, en cuanto a las exportaciones de este fruto para el 2013 ascenderían a 188.500 toneladas, Obteniéndose US$ 474 millones por dicho concepto, lo que significaría un aumento de 28.8%, impulsaod por los mayores envíos a los mercados asíaticos”.

En ese sentido, estimó que el 2013 la producción de uvas alcanzó un rendimiento de 21 toneladas por hectárea, debido a la mayor cosecha durante el último trimestre de este año, producto de la expansión del cultivo de uva en las regiones de la costa norte y sur.

La consultora añadió que en el 2014 se espera que la producción de uvas totalice 549.100 toneladas, lo que representaría un crecimiento de 30% y una mejora en el rendimiento a 25.6 toneladas por hectárea, debido a la mayor inversión en la mejora de técnicas de cultivo en las principales regiones productoras de uva, tales como Ica, Lima y Piura.

"Las exportaciones en el 2014 crecerán 33.2% respecto al año anterior, se enviarían 245.000 toneladas generando ingresos por US$ 631.5 millones”.